El tiempo en: Sanlúcar
Martes 23/04/2024  

Si caminito al estadio

La cara de tonto

Otra vez perdiendo puntos en el descuento y regalando lo indecente ante un Almería con muy poco peligro al que podíamos haber hundido en lo más bajo

Publicado: 27/08/2023 ·
12:56
· Actualizado: 27/08/2023 · 12:56
  • Cádiz-Almería. -
Autor

Carlos Natera

Cadista y periodista, en ese orden. Ahora dirige su propia agencia de comunicación. Lo malo es que lo hace desde Sevilla

Si caminito al estadio

Optimistas patológicos y derrotistas típicos están invitados a leer las opiniones cadistas del autor

VISITAR BLOG

Voy por la casa como un zombie y es que la cara de tonto no se me quita desde anoche. El Cádiz, que debería cambiar su lema por"capaz de lo mejor y de lo peor", vuelve a las andadas con sus despistes incoherentes en el tramo final de los partidos. De nada sirven 80 minutos perfectos si otra vez al final los mismos empates absurdos de siempre. La cara de tonto la llevo yo hoy pero la deben cargar también (por decencia) los 11 que estaban en el campo cuando a pocos minutos del final ganábamos contra un muerto al que simplemente no había que resucitar. Un apunte: perder tiempo en esta época de descuentos infinitos no puede consistir en revolverse por el suelo, porque el árbitro apunta y añade. El Cádiz debe perder tiempo como el equipo grande que es, y no como cuando estábamos en 2B y los árbitros no se atrevían a aplicar cartelones de más de 3 minutos aunque hubieran entrado varias ambulancias en el campo. Los equipos grandes pierden tiempo conservando la pelota, haciendo que el reloj corra, trenzando jugadas y aguantando la posesión en campo contrario, agazapados con el balón en el córner si hace falta. Si queremos ser un equipo grande de verdad tenemos que mirar a los de arriba y no a los de abajo y creérnoslo. ¿Qué necesidad había de colgar balones al área ante un equipo que ni apretaba ni presionaba? Es la primera vez en muchos, muchos años que el Cádiz tiene técnica y calidad para sostener un resultado en base a posesiones largas. Un poco de cabeza, por favor, y menos nerviosismo.

El Cádiz, que debería cambiar su lema por"capaz de lo mejor y de lo peor", vuelve a las andadas con sus despistes incoherentes en el tramo final de los partidos

Porque la cara de tonto la seguimos cargando hoy como zombies en una película mala de serie B. Si el Almería estaba muerto como Lázaro y el Cádiz le dio la vida de cristianas maneras, ahora perecemos nosotros en la maldita cruz de los descuentos. Demasiadas veces hemos sufrido este pasaje de la Biblia, donde al final siempre resucitamos para salvarnos e ir a los cielos. Pero lo cierto es que la historia, decía Marx, se repite como tragedia primero y como farsa después, y a veces rezar no sirve porque de tropezar con la misma piedra una y otra vez no hay dios que nos rescate. Por eso ahora la cara de zombie, el sentimiento de estúpidos que lleva hoyel cadismo por bandera, esa cara de tonto que paseamos por la casa como el que lleva de la mano a un fantasma, incapaz de soltarlo por si se pierde y se escapa. La cara tan blanca y tan de tonto que hasta la perra me mira y compadece, sabiendo ella como sabe que es uno de los síntomas de ser del Cádiz. El único consuelo, ahora que han pasado las horas y un poco los enfados, es reconocer que mejor en la jornada 3 que en la 33, y que a ver si aprendemos de una vez a no ir buscándonos las miserias regalando corners, faltas y falsos despejes.

Yo ya asumo que esta cara la voy a cargar como cargo tan cadistamente la bandera y el himno; una cara que arrastramos un año más y que sólo se me terminará de quitar en mayo si acabamos 1 punto por encima del descenso... o más de 2 puntos por debajo de  Europa. Porque sí, los tontos somos los que más soñamos.

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN